2 3 4 5
“Mucuripe de la Paz” transforma la vida de los y las jóvenes de esta comunidad de Fortaleza en Brasil

“Mucuripe de la Paz” transforma la vida de los y las jóvenes de esta comunidad de Fortaleza en Brasil

La historia de vida de Márcio Gabriel Santos Rodrigues, un adolescente de 17 años de la comunidad del Gran Mucuripe en  el municipio de Fortaleza en Brasil, se consolida como caso ejemplar de éxito del proyecto “Mucuripe da Paz”, luego de que él adolescente ha evidenciado una transformación de su conducta de manera positiva, tras haber participado en las actividades enmarcadas en esta iniciativa. Antes, quien conocía Gabriel,  sabía que era una constante en su vida el estar involucrado en situaciones de conflicto, tanto en su escuela con otros estudiantes y profesores, como en su comunidad. En el momento en el que este adolescente comenzó a participar del proyecto, reuniéndose con el equipo técnico del proyecto y en el que fueron abiertos espacios para escucharlo e identificar, a través de sus sentimientos lo que ocurría en él para que presentase el comportamiento que lo llevaban a los conflictos, las cosas comenzaron a cambiar.

Para Márcio Gabriel, conocido por sus amigos bajo el sobrenombre de “Pig”, una de las cosas que lo llevaban a involucrarse en conflictos, sobre todo en la escuela, eran las influencias negativas que recibía por parte de sus amigos, además de las dificultades que enfrentaba en el ambiente familiar. Inicialmente, el joven participo de prácticas restaurativas para que el problema pudiera ser comprendido y tratado. Después, el chico comenzó a involucrarse más y más en el proyecto, asistiendo a reuniones, a debates comunitarios, a círculos de conversación, foros y talleres. Esta participación  hizo que el joven repensara y cambiara su forma de relacionamiento “Después de que conocí el proyecto” Mucuripe de la Paz “y participar en sus actividades, comencé a pensar que es necesario respetar a las personas, tener más disciplina, más enfoque y objetividad de vida… ver una luz al final del túnel, para intentar cambiar mis actitudes para mejor. Fue como un despertar en el que logré entender que realmente no era de esa forma como debía actuar, ni como debería ser. Fue un despertar para la vida, para el mundo real. Resolví enfocarme más en mí que en mis amigos y hacer mi propia historia”, añade el adolescente. 

El tiempo fue pasando y ya como beneficiario  del proyecto el adolescente aprovecho las oportunidades y los encuentros para mostrar su talento, presentado a varias personas sus rimas en las actividades organizados por la misma comunidad. “Me di cuenta de que la rima es lo que quiero hacer en mi vida, que es arte y es cultura. Quiero a través de mi voz representar a la periferia, sacar del cajón algunos proyectos musicales”, afirma Santos. 

Márcio Gabriel rima desde los 12 años, principalmente en batallas de rima, que son enfrentamientos tipo freestyles hechos por dos MCs, donde solo uno sale vencedor de la batalla. Normalmente, él improvisa sus rimas sin importar el tema, así lo evidenció en el momento de esta entrevista: “¡Ahora llego aquí para rimar! Ahora estoy en una entrevista con la Tdh, pero lo que quiero es más y voy a mostrar el proyecto Mucuripe de la Paz. Mientras yo soy adolescente y hago la poesía, mientras yo quiero mejorar a mi periferia, ahora ya muestro mi talento y dejo el papel en el cajón y hago la planificación”.

Este adolescentes revela que después de haberse involucrado en las acciones del proyecto con otros jovenes, mejoró su comportamiento ha cambiado hasta con los miembros de su familia y ahora vive sintiendo una paz interior que le lleva a respetar a las personas independientemente de sus diferencias y convicciones, a querer ayudar al prójimo y pensar vincularse voluntariamente en algún proyecto en beneficio de su comunidad. “Me veo hoy como otra persona. La galera de la comunidad me miraba de determinada forma y a muchos no les gustaba, por el hecho simple de tener algunas actitudes que no eran legales. Hoy, la galera ya me ve de otra forma. Ahora los vecinos ven al Gabriel que ayuda, al Gabriel que saluda en medio de la calle, el que  pregunta cómo están, el Gabriel que ayuda haciendo pinturas, no por el dinero, sino más bien por el amor y por la voluntad de ayudar”, afirma el jóven.

El proyecto “Mucuripe de la Paz”, es adelantado por el Instituto Terre des hommes Brasil en la región del Gran Mucuripe, en la población de Fortaleza y es cofinanciación por Kindernothilfe (KNH).

“Cantos de Paz” nuestra iniciativa que promociona la cultura de paz por medio de música, deporte y artes marciales en el barrio Vicente Pizón en Fortaleza, Brasil

“Cantos de Paz” nuestra iniciativa que promociona la cultura de paz por medio de música, deporte y artes marciales en el barrio Vicente Pizón en Fortaleza, Brasil

El pasado 25 de octubre llevamos a cabo nuestro evento cultural “Cantos de Paz” para promover y fortalecer la cultura de paz en el barrio Vicente Pinzón de Fortaleza Brasil, comunidad que presenta altos índices de violencia y problemas sociales relacionados con ella. Esta jornada que hizo parte de las actividades que adelantamos bajo nuestra estrategia “Mucuripe de Paz”, proyecto implementado con la cofinanciación de Kindernothilfe (KNH) y el Instituto Tierra de hombres, tuvo lugar en la Escuela de Enseñanza Media de Tiempo Integral, Matias Beck. Durante esta provechosa jornada los y las adolescentes y jóvenes, así como actores sociales de las comunidades del Gran Mucuripe, tuvieron la oportunidad de participar en esta actividad que vinculo cantos, danzas, deportes y el arte marcial muay thai para unir a la comunidad.

“Cantos de Paz” invitó tanto a jóvenes como a adultos a participar de la jornada, tal es el caso de la asesora comunitaria del Centro de Defensa del Niño y del Adolescente de Ceará (Cedeca), Renata Fernandes Caldas, quien cantó una canción de rap reggae y quien consideró de gran relevancia esta actividad, principalmente para que la sociedad pueda comprender que la juventud en muchos casos no es la generadora de violencias, sino más bien la receptora. De esta manera, la funcionaria afirma: “Un evento como este, es una excelente oportunidad para que los jóvenes se vean y se reconozcan en el otro, para que vean que no están solos… para que comprendan que el arte es una forma de resistencia, una forma de lucha, de construcción de saber y de sabor en una comunidad. Por eso es que ‘Cantos de Paz’ es importante para fortalecer la cultura de paz… pero no de la paz blanca, de esa paz que predica el silencio y el miedo, sino la paz que revoluciona y que transforma el arte en resistencia”. Para ella, cuando el joven dispone de un espacio donde tiene la libertad de intercambiar, de construir conocimiento y de trasmitir ese conocimiento a la comunidad, recibe una inyección positiva para que participe en la construcción de un mundo nuevo.

De la misma manera, para el joven Thomas Jonnes integrante del grupo de hip hop Oxente Break de la comunidad del Gran Mucuripe y quien participó con su grupo en la jornada ‘Cantos de Paz’, la aceptación de la cultura del breakdance en estas comunidades de los barrios de Fortaleza, rompe las barreras impuestas por los “poderes paralelos” que imperan en algunas de estas comunidades, y contribuyen a la promoción de la cultura de paz. “Si los jóvenes están gritando y pidiendo paz, es porque algo muy malo está ocurriendo en la comunidad en donde viven.. son los jóvenes quienes intervienen e interconectan la corriente del bien… cuando una corriente está formada… no hay como romperla”.

Por otro lado, Márcio Gabriel Santos, adolescente, participante y beneficiario del proyecto “Mucuripe de Paz” añadió: “No es la primera vez que promovemos estos eventos culturales en la comunidad. Hemos realizado ‘Cantos de Paz’ en diferentes lugares como el Vicente Pinzón, el Mirante y en el Centro de Inclusión Tecnológica y Social del Mucuripe. Hoy estamos aquí en la Escuela Matias Beck para mostrar el talento de la comunidad en estos ‘Cantos de Paz’… que puedan ver que el barrio está hecho de música, talentos y diversas producciones artísticas lideradas por los propios adolescentes y jóvenes”. Márcio espera que eventos culturales de esta naturaleza lleguen a más escuelas de todo el Gran Mucuripe, pues cree que la juventud puede involucrarse en la cultura y el arte a partir de los proyectos sociales desarrollados en la comunidad y finaliza afirmando:  “Vamos a promover más eventos culturales para ver si así, podemos lograr reducir los altos índices de violencia en nuestro barrio”.

La Asociación “Amigos en Misión” resalta los resultados positivos de la Política de Protección realizada en colaboración con el Instituto Tdh en Brasil

La Asociación “Amigos en Misión” resalta los resultados positivos de la Política de Protección realizada en colaboración con el Instituto Tdh en Brasil

En el marco de las acciones implementadas por el proyecto “Mucuripe de la Paz” adelantado por el Instituto Terre des hommes Brasil, que busca beneficiar a niños, niñas, adolescentes, jóvenes,familias, escuelas y comunidad con acciones que vinculan la prevención de la violencia y el fortalecimiento de los proyectos de vida hacia el futuro de los jóvenes por medio de su participación, Tdh trabaja en la actualidad por el fortalecimiento institucional de la asociación Amigos en Misión (AMI),organización de sociedad civil del barrio Vicente Pinzón que atiende a niños, niñas y adolescentes, promoviendo actividades diversas de recreación y formación. Como parte de estas acciones, el Instituto Tdh Brasil ha contribuido desde hace más de dos años en el proceso de elaboración de la Políticade Protección de Niños y Adolescentes de la AMI, documento que comenzó a ser implementado desde julio del 2017. Para la realización de este documento, se desarrollaron reuniones, encuentros y talleres participativos con niños, niñas, adolescentes, jóvenes, familias y comunidad de este barrio de Mucuripe.  

La organización Amigos en Misión surgió como respuesta a la necesidad de proteger de las múltiples violencias a niños, niñas y adolescentes del barrio Vicente Pinzón y que con el paso del tiempo estructuró esta Política de Protección que orienta y sintetiza la aplicación de las acciones y de los procedimientos protectores dentro de la comunidad. El proceso de construcción de esta política fue un proceso de construcción totalmente colectivo, tal como lo afirma María Ítala Lobato Quintino,  vicepresidenta de esta asociación, cuando afirma: “…fue un proceso en el que todos tuvieron la oportunidad de participar, todos los segmentos de la institución y los beneficiarios. Por medio de encuentros con los niños, las niñas, adolescentes,  padres, comunidad en general  los profesores y los y las facilitadores”.  Para ella, el desarrollo de esta Política de Protección representó grandes avances para la AMI, especialmente, para ampliar la visión de los profesionales en el trato con los niños, niñas, adolescentes y jóvenes. “…percibimos que las familias y la comunidad ven ahora a la institución como una herramienta de protección, como un lugar responsable de la seguridad de la niñez y la adolescencia. Esto es un gran avance pues hace que desde los niños y las niñas hasta los y las adolescente y adultos se sientan corresponsables por estar haciendo que la Política de Protección se ponga en práctica “, reveló la vicepresidenta de la AMI, agradecida con la contribución del Instituto Tdh Brasil.

Por otro lado y para la adolescente Débora Gomes de Araújo, de 13 años, participante de las clases de ballet y Muay thai (arte marcial) que lidera la AMI, involucrarse en estas actividades de la asociación la hacen sentirse protegida ante las situaciones de violencia y conflictos, recurrentes en esta comunidad y añade: “Puedo decir que me siento segura, porque tengo personas a mi lado que pueden ayudarme a superar los problemas tan pronto como lo necesito, dándome orientación y acogida. Eso me deja más tranquila”. Así mismo, para María Aparecida Gomes de Sousa, madre de Débora y participante del proceso de elaboración de la Política de Protección, este documento tiene un impacto positivo para el cotidiano de niños, niñas, adolescentes y padres quienes conocieron los procedimientos de protección a la niñez, a lo largo de la construcción del documento. Para María Aparecida, sería fundamental que más personas fueran sensibilizadas sobre la importancia de la Política de Protección, aplicando encuentros con la comunidad, círculos de dialogo y asistencia social para el seguimiento de los casos y añade, “Fue muy provechoso haber participado en la construcción de la Política de Protección porque pudimos aprender más sobre los tipos de violencia, que no es sólo referente al hablar y al golpear, pero también está presente en los modos de actuar, que pueden configurarse como violencia y violación de los derechos de los niños y de los adolescentes”.

Ante la realidad marcada por los diversos tipos de violencia que enfrentan los niños, las niñas y adolescentes de esta comunidad, y las propias familias, Ítala Lobato entiende que el gran desafío para la efectividad de la Política de Protección en su integralidad es tener una “política general más amplia”, en el sentido de tener más celeridad en los procesos que involucran a las instituciones del poder público que intervienen en la protección de la infancia. De acuerdo a esto, Lobato expresó: “No es fácil proteger a los niños o a los adolescentes, porque no depende sólo de ti. Nosotros dependemos de muchos órganismos, de muchas personas. Es un trabajo de insistencia, podemos decir así”

El proyecto “Mucuripe de paz” trabaja en la comunidad del Gran Mucuripe, en Fortaleza (CE) Brasil y es cofinanciado por
Kindernothife (KNH).

Más adolescentes entrenados para abordar situaciones de violencia en Brasil

Más adolescentes entrenados para abordar situaciones de violencia en Brasil

Con la firme misión de contribuir en la prevención de la violencia en contextos en donde ésta problemática ha sido naturalizada, y velando por garantizar el bienestar de niños,  niñas y adolescentes en Brasil, el Instituto Tierra de hombres adelanto el pasado 21 de septiembre un taller en la comunidad del barrio Gran Mucuripe en Fortaleza, para promocionar la protección de los niños, niñas y adolescentes en situaciones de violencia. Esta jornada buscó que los adolescentes de esta comunidad, reconocieran las principales acciones que se pueden implementar en el abordaje de situaciones en donde los mismos adolescentes y jóvenes se enfrentan a violencias sea por otros jóvenes o sea por su contexto.

La implementación de este taller, que se enmarca en la estrategia Mucuripe de Paz co financiada por Kindernothilfe (KNH), tiene como objetivo reforzar el papel que tienen los jóvenes como multiplicadores de procedimientos para la protección de sus pares, en este barrio de Fortaleza. Con relación a este taller, Cícero Silva, joven participante de esta jornada, añadió: “A menudo ni siquiera sabemos que ciertos actos son situaciones de conflicto, ni cómo podemos luchar contra esto para reducir la violencia en nuestro territorio, en la comunidad, en los espacios escolares e incluso en entornos familiares. Espero que el entrenamiento pueda ayudar a cambiar esta realidad “.

De igual manera, Rildo Fernandes otro adolescente de esta comunidad, considera que el taller no solo es relevante para él, sino también para todo su barrio que se verá impactado por el conocimiento que transmitirán los mismos adolescentes. Fernandes, asegura que meses atrás, fue testigo de una discusión en la escuela a la que asiste, y sugirió la realización de una mediación entre las personas involucradas, demostrando que es capaz de actuar en situaciones de conflicto, con miras a establecer la paz entre las partes.  Asimismo, la profesora Ana Quesado Sombra, coordinadora educativa de la escuela secundaria Matias Beck, ubicada en el distrito Vicente Pinzón en donde se ha desarrollado la capacitación, considera que el abordaje del tema de la violencia en entornos escolares es importante entre los y las adolescentes de esta población porque conviven con la violencia en la práctica y no cuentan aún con la madurez para abordar casos de conflicto. A propósito de la formación y la multiplicación del conocimiento por parte de los participantes, Quesado afirmó: ” las actividades que tienen lugar en la escuela se multiplican. Nuestros estudiantes tienen la facilidad para no guardar el conocimiento almacenado… tal vez debido a las diferentes capacitaciones en las que han participado, no solo en los proyectos escolares internos, sino también en los ofrecidos por el Instituto Tdh Brasil. Creo que hay alrededor de cinco estudiantes de la escuela que participan en el taller… en la clase algunos de ellos ya tienen los medios para multiplicar, transmitir, reproducir lo que están aprendiendo”.

Profesionales del MP-RN aplican la Justicia Restaurativa en sus núcleos en tres municipios

Profesionales del MP-RN aplican la Justicia Restaurativa en sus núcleos en tres municipios

El Instituto Terre des hommes Brasil, organización brasileña independiente de carácter civil, referencia nacional en la temática de la Justicia Juvenil Restaurativa, tiene la responsabilidad de promover acciones de incidencia política con el objetivo de colaborar en la implantación de la Justicia Restaurativa en las instituciones que componen el Sistema de Justicia Juvenil de los estados de Brasil. Un ejemplo de éxito es el Ministerio Público del Estado de Rio Grande do Norte (MP-RN), que tuvo la iniciativa de incorporar y difundir los métodos adecuados de solución de conflictos, entre ellos, las prácticas restaurativas del año 2017, como respuesta a una recomendación del Consejo Nacional del Ministerio Público (CNMP), que a través de la Resolución nº 118/2014 instituyó la Política Nacional de Incentivo a la Autocomposición en el ámbito del Ministerio Público.

Contexto histórico de la implantación de la Justicia Juvenil Restaurativa en el MP-RN

La Justicia Juvenil Restaurativa fue implantada en el MP-RN ya el 2012, con la creación del Núcleo de Justicia Juvenil Restaurativa (NJJR), por medio de un convenio establecido con el Ministerio de Justicia (MJ). Vinculado a las Fiscalías de Justicia de Defensa de la Educación de Natal, el NJJR empezó a trabajar en la aplicación de círculos restaurativos en graves situaciones de conflicto surgidas en las escuelas municipales de Natal (RN), encaminados por gestores escolares y coordinadores pedagógicos; y en el fomento de la difusión de la Justicia Restaurativa en el Sistema Municipal de Enseñanza de la capital del estado de Rio Grande del Norte, utilizando los círculos de construcción de paz para el fomento de la estructuración de espacios restaurativos en las unidades de Enseñanza.

Durante su periodo de funcionamiento, entre 2012 y el 1º semestre de 2017, el Núcleo realizó 363 encuentros restaurativos, logrando éxito en 80 casos, además de haber estimulado la construcción de espacios restaurativos en tres escuelas municipales de Natal. Además, en el primer semestre de 2017, el NJJR realizó intervenciones en 36 encuentros restaurativos en cinco casos oriundos de remisiones pre-procesales aplicadas por las Fiscalías de Justicia de la Infancia y la Juventud de la capital. Actualmente, ya fueron creados tres Núcleos de Justicia Juvenil Restaurativa, que están en funcionamiento en los municipios de Natal, con actuación en las áreas de la infancia, juventud y educación; en Mossoró, actuando en las áreas de la educación, salud, asistencia social, en la universidad y en la socioeducación; y en Parnamirim, con actuación en el área de la educación.

El sedimento legal para la implantación de las prácticas restaurativas en el ámbito del MP-RN fue la Resolución 195/2017, que estructuró el Núcleo Permanente de Incentivo a la Autocomposición (Nupa), para desarrollar acciones de fomento a la utilización de mecanismos autocompositivos y la afirmación de una cultura institucional que resuelva conflictos. El Nupa asesora a los equipos técnicos de los Núcleos de Justicia Juvenil Restaurativa que fueron instituidos en las Fiscalías de Justicia de la Capital y Región Metropolitana. Se llevan a cabo visitas técnicas y reuniones de planificación, ejecución y evaluación de las prácticas restaurativas en las áreas de educación y de la infancia y juventud; elabora protocolos que incorporen la Justicia Restaurativa a los procesos de trabajo de la institución; analiza situaciones de conflicto y emisión de dictámenes técnicos sobre la viabilidad de la utilización de las prácticas restaurativas como medio de pacificación de las relaciones; y desarrolla acciones de articulación interinstitucional para la difusión de la Justicia Restaurativa en el MP-RN y en todo el estado de Rio Grande do Norte.

La aplicación de la Justicia Juvenil Restaurativa en los núcleos

En el Ministerio Público del Estado de Rio Grande do Norte, las prácticas restaurativas se desarrollan a través de los Núcleos de Justicia Juvenil Restaurativa, que están vinculados a las Fiscalías de Justicia de la Infancia, Juventud y de la Educación. En el ámbito de la Justicia de la Infancia y Juventud, los núcleos utilizan las técnicas de la justicia restaurativa en situaciones de conflicto que involucran a adolescentes autores de un acto infractor, potencialmente beneficiarios de una Remisión Pre-Procesal. Los núcleos también tienen la finalidad de fomentar la aplicación de las prácticas restaurativas en la socioeducación.

En el ámbito de la Educación, los núcleos son responsables de la diseminación de prácticas restaurativas como método de construcción de una cultura de paz en comunidades escolares, y de la realización de prácticas restaurativas en graves situaciones de conflicto provenientes de escuelas de Natal. Entre los meses de octubre y noviembre de 2017, los núcleos asesorados por el Nupa ya desarrollaron 169 encuentros restaurativos con adolescentes autores y/o receptores de actos dañinos y actores de comunidades escolares envueltos en situaciones de conflicto, beneficiando a una media de 500 personas.

La importancia de la capacitación para una actuación humana eficaz

Para el secretario ejecutivo del Núcleo Permanente de Incentivo a la Autocomposición, Anderson Quirino Oliveira de Lima, el Curso de Facilitadores de Círculos de Justicia Restaurativa y Construcción de Paz promovido por el Instituto Tdh Brasil en Natal, en el mes de septiembre de 2017, contribuyó para una mayor calidad en la actuación de los promotores de Justicia, funcionarios del MP-RN y de las instituciones colaboradoras en la actuación del Nupa en los tres Núcleos de Justicia Juvenil Restaurativa recién creados. “Fue un gran paso en el proceso de difusión de la Justicia Restaurativa en Rio Grande do Norte”, afirmó Anderson Quirino. Para la asistente ministerial del Nupa, Iracilde Rodrigues do Nascimento, el curso le permitió vivir una de las experiencias más significativas de su vida. “Oír ‘historias andando en círculos’ y descubrir que, a través de ellas, un camino de pacificación de las relaciones puede ser sedimentado, solo afirmó mi convicción en el poder transformador de la facilitación de diálogos propuesta por la Justicia Restaurativa, a través de sus metodologías. El Instituto Tdh Brasil da una valiosa contribución social al diseminar esta filosofía restauradora”, manifestó Iracilde Rodrigues.

En relación al curso de formación, el mismo tuvo una carga horaria de 40h/a, con un total de 25 participantes, entre profesionales de las Fiscalías de Justicia, de la Secretaría Municipal de Educación de Parnamirim y alumnas de la Universidad Federal Rural del Semi-Árido (UFERSA), del municipio de Mossoró. El curso tuvo como objetivo capacitar a los participantes para que puedan actuar como facilitadores en círculos de Justicia Restaurativa y construcción de paz ante demandas provenientes de sus respectivos espacios institucionales. Actualmente, el MP-RN posee 30 profesionales formados como Facilitadores de Círculos de Justicia Restaurativa y Construcción de Paz, entre miembros y funcionarios de la institución. La formación fue conducida por la asistente social Joyce Silvério, del instituto Tdh Brasil.

Los desafíos enfrentados por el MP-RN para la implantación de la Justicia Restaurativa

Según Anderson Quirino, algunos desafíos pueden ser enumerados, cuando se habla del proceso de implantación de la Justicia Restaurativa en los Núcleos de Prácticas Restaurativas desarrollados por Rio Grande do Norte. “Es necesario hacer comprender en la institución la complejidad existente en la aplicación de prácticas restaurativas, principalmente, en lo que se refiere a la medición de sus resultados, que prioritariamente deben ser vistos en el aspecto cualitativo, y no cuantitativo. Además, existen dificultades en las cuestiones estructurales para la aplicación de prácticas restaurativas, especialmente, en lo que está vinculado al Poder Ejecutivo”, reveló el secretario ejecutivo.

Crédito foto: © Tdh Brasil / Túlio Andrade (MP-RN)